CAFESG: Doronzoro se mostró afligido por la situación que atraviesan

El gremialista de UOCRA, que lleva varias gestiones ocupando una vocalía en el directorio del organismo, aseguró que los trabajadores “están pasando por una situación tremenda”.

El Secretario General de la UOCRA en Entre Ríos y vocal de CAFESG, Walter Doronzoro, se mostró afligido por la situación que se vive como consecuencia de la merma de los excedentes de Salto Grande, fenómeno que se deriva de las decisiones que adoptara el Estado nacional en el año 2003, cuando fuera congelada la tarifa que se le abona a la represa por la energía producida.

Está en riesgo “el trabajo digno y decente para los compañeros trabajadores constructores”, así como también para “empleados y profesionales que trabajan en CAFESG”, dijo Doronzoro. “Se está pasando por una situación tremenda entre los trabajadores”, enfatizó.

Según Doronzoro, en los últimos años “más de 4 mil compañeros, sólo en el departamento Concordia, se vieron beneficiados con trabajo directo” por las obras encaradas por CAFESG. El gremialista y funcionario apuntó que la cifra es más elevada y llega a 5960, si se toman en cuenta las labores indirectas en las “obras comprendidas en Concordia, Federación, en todos los lugares donde existieron obras del organismo”.

Además, el dirigente gremial mencionó que “se han capacitado más de 2 mil trabajadores dentro del departamento Concordia y eso también hoy se ve resentido”.

Doronzoro subrayó que lo detallado sólo contempla trabajadores relacionados a CAFESG, pero el dirigente citó el caso del año 2013, donde se tenía 500 trabajadores directos a lo que se le tenía que agregar las “obras que tenías por el IAPV, por el PROMEBA, por la Costanera, obras que nos llevaron a tener muchos más compañeros ocupados”.
Clima raro
Actualmente “hay un clima raro”, describió el gremialista, y de inmediato responsabilizó a las autoridades nacionales: “En nuestra actividad necesitás que los gobernantes generen políticas de Estado, con un Estado presente, lo que ellos quieren es trabajar”.

Para Doronzoro, “el compañero trabajador no tiene lamentablemente una gran capacidad de ahorro, tiene que comprarle cosas a sus hijos y consume inmediatamente”, por lo que el parate golpea ahí, “en el consumo local”, dijo.

Ante tanta incertidumbre, los trabajadores tienen “mucha expectativa cuando sale que se va a licitar una obra, como, por ejemplo, el caso de la nueva planta potabilizadora, pero tienen su familia y los hijos que tienen que comer y dos meses es lejano”.

Por último, Doronzoro salió al cruce de quienes consideran que la pérdida de los excedentes es consecuencia de que no hubiera reclamos ni gestiones en el gobierno anterior que la previeran. “Cuando querés justificar una inacción, apelás a cualquier recurso”, sostuvo. Además, “quien gobierna tiene que tener la previsibilidad de los recursos, mirar para adelante sin tener una visión apocalíptica”, reflexionó.

En ese contexto, Doronzoro trajo a colación “la pérdida actual del poder adquisitivo y la inflación, que la pagan los trabajadores, los jubilados y diversos sectores sociales”.

Por último, pidió “tener un poco más de responsabilidad y tomar decisiones a favor de la gente” a la par que negó contactos formales con el titular de la Delegación Argentina en la Comisión Técnica Mixta de Salto Grande (CTM), Roberto Niez: “Solamente lo saludé cuando vino Frigerio, pero institucionalmente no he hablado con él”, admitió.
Fuente: Diario Río Uruguay

Paula Ravier

Dejá tu opinión o comentario