Carta de los alumnos de Bachillerato humanista a la sociedad concordiense

ALUMNOS DEL BACHILLERATO HUMANISTA DIERON A CONOCER UNA NOTA DIRIGIDA A LA “SOCIEDAD CONCORDIENSE”, CALIFICAN DE “MAGICA” A LA PLANILLA QUE APARECIO EDSPUES

“Estimada sociedad concordiense:bachilletaro
En los tiempos que corren asistimos a la crisis de las instituciones en todos los niveles. La falta de credibilidad es moneda corriente
Somos alumnos egresantes del colegio Bachillerato Humanista Moderno, y realizamos nuestra carroza alegórica con mucho esmero, dedicación y perseverancia, y quedamos muy conformes con el resultado de la misma, el cual se dio a conocer el 22 de septiembre en el Club Ferrocarril. Ese día los puntos ya estaban sumados y firmado por la escribana Goñe Natalia. Esto no puede ser otra cosa que el resultado del trabajo del jurado que convoco ECU, quienes, si actuaron responsablemente debieron haber guardado planillas y hacer el conteo legal de los puntos.
Sin embargo, el 23 de septiembre, ya a dos días de que sepamos el veredicto final, se hizo un recuento de votos, donde apareció “mágicamente” una planilla que no había sido contada previamente, con la cual perjudicaba nuestro puesto y se nos incita a compartir el primer lugar con el colegio San José; por lo que sentimos que los verdaderos responsables no se están haciendo cargo acerca de las decisiones ya tomadas y del rol, para nosotros importantísimos, que han asumido.
Por todo esto nos dirigimos a ustedes, para que nos ayuden a reflexionar acerca de la manipulación de votos, el desprestigio de la palabra de los profesionales, la subestimación de la ilusión de los adolescentes, que con tanto esfuerzo y convicción realizamos emprendimientos significativos que son menospreciados por la ausencia de autoridad, seriedad y coherencia de quienes conforman los jurados y equipos organizadores de la fiesta estudiantil aquí en Concordia.
¿Dónde quedan los valores que intentamos transmitir en “Akribeia”, nuestra carroza? ¿Qué lugar ocupa la solidaridad, la empatía y el compromiso por el bien común en esta sociedad que invierte los sentidos institucionales? ¿Qué acepciones le otorgan a la expresión “Estudiantes Concordienses Unidos”, si la desprolijidad con la que se toman las decisiones solo genera competencia desmedida y desleal, indignaciones, injusticia, lucha de egos y sin sabores? ¿Con que criterio un adolescente de nuestra edad puede asumir una responsabilidad que implica involucrarse con objetividad? ¿Qué sentido adquieren todos los requisitos para la presentación de proyectos de carrozas y elecciones, si quienes se nuclean para supervisarlas no son transparentes en sus determinaciones? ¿De qué manera nos educan a los adolescentes en esta sociedad que nos exige ser ciudadanos responsables y honestos, si cuando necesitamos el aval de las autoridades, lo único que encontramos es contradicciones y resoluciones absurdas?
Los invitamos, entonces a encontrar una solución que satisfaga la necesidad de todos los estudiantes, y que recompense con justicia el esfuerzo, la pasión, el compromiso, la humanidad, la ilusión y la confianza con la que nosotros hemos construido nuestro sueño.
Se supone que el objetivo de estos eventos es el disfrute sincero por los logros alcanzaos. Sin embargo estos conflictos empañan nuestras alegrías y disminuyen las energías para culminar esta especial y tan anhelada etapa. Nuestro deseo es que las generaciones siguientes puedan disfrutar su último año en la armonía del trabajo en equipo justamente reconocido y sus ilusiones no se vean opacadas por la incompetencia que genera corrupción.
¡Muchas gracias!”
Fdo: ALUMNOS DEL BACHILLERATO HUMANISTA MODERNO.
dia-a-dia-digital

Paula Ravier

Dejá tu opinión o comentario