Comunicado del Ente Descentralizado de Obras Sanitarias (EDOS)

Los problemas en el abastecimiento de agua que en el día de la fecha afectaron a gran parte de la ciudad se deben, principalmente, a la rotura de dos bombas de captación en la Planta Potabilizadora de Agua del Ente Descentralizado de Obras Sanitarias en San Carlos.

Estos desperfectos agravan una situación de por sí problemática, teniendo en cuenta que la planta estaba funcionando con 5 bombas de las 7 instaladas en la torre de captación.

Al romperse 2 bombas más, Obras Sanitarias se quedó con solo con 3 bombas en condiciones operativas para abastecer el consumo de agua en toda la ciudad.

La rotura de bombas se debe a las condiciones de deterioro de las instalaciones y los daños provocados por la creciente.

En otras palabras, cuando la actual gestión municipal asumió sus funciones se encontró con la apremiante tarea de reparar las dos bombas que se habían roto.

Estas bombas son las que se encuentran a menor altura respecto a las otras, es decir: a mayor profundidad en el río.

En consecuencia, debido a los niveles históricos que presentó la última creciente, no pudieron efectuarse dichas reparaciones.

En la mañana de este jueves – mientras se preparaba la reparación de las bombas fuera de funcionamiento antes de la creciente – se rompieron 2 bombas más.

El trabajo del personal técnico de Obras Sanitarias posibilitó que para las primeras horas de la tarde la planta volviera a funcionar con 5 bombas.

Por estas horas avanzan los trabajos y reparaciones para que la planta vuelva a contar con 7 bombas en condiciones operativas.

En este marco, también es importante reiterar que la inundación provocó serios daños en la toma de agua donde están las bombas y otros sectores de la planta.

El deterioro en la estructura de la torre de captación es evidente y podría haber sido provocado por troncos a la deriva y otros elementos arrastrados por el río.

A esto se agrega el aumento en el consumo de agua por las altas temperaturas y el derroche que se produce en distintos sectores por parte de vecinos pocos solidarios que malgastan el agua que otros necesitan.

En este escenario y al detectarse las primeras dificultades, el Presidente Municipal Dr. Enrique Tomás Cresto, en un trabajo articulado con el directorio de Obras Sanitarias, dispuso:

– Declarar por decreto la imposición de usar racionalmente el agua.
– Disponer de personal del EDOS y la Central de Tránsito para controlar y sancionar el derroche de agua.
– Replantear con mayor énfasis las gestiones ante los gobiernos de Nación y Provincia para tramitar soluciones a mediano y largo plazo.
– Garantizar la prestación del servicio en hospitales y espacios donde se brindan servicios esenciales.
– Iniciar nuevas perforaciones para pozos de agua en cercanías de las zonas más afectadas.´
– Intensificar las campañas de difusión y concientización sobre la necesidad de usar racionalmente el agua.
– Organizar la distribución de agua en distintos barrios
– Instruir a equipos técnicos y especialistas en la materia para generar soluciones alternativas a corto plazo.
– Gestionar ante los municipios vecinos el préstamo de camiones cisterna que colaboren con la distribución de agua que llevan adelante los camiones municipales en los barrios.
– Iniciar las gestiones correspondientes para la adquisición y colocación de 10.000 medidores para combatir el derroche del agua. (En una segunda etapa se colocarían 10.000 medidores más).

Además, las dificultades en el abastecimiento de agua fueron temas centrales en la reunión que el Presidente Municipal mantuvo esta mañana con el Gobernador Gustavo Bordet, quien conoce en profundidad esta situación por haber tenido que enfrentar problemas similares durante su gestión como Intendente de Concordia.

En las próximas horas las autoridades de Obras Sanitarias presentarán un informe detallado de la situación en que se encontraba la planta al momento de asumir sus funciones la actual gestión, los problemas registrados desde los primeros días de diciembre hasta hoy, las medidas adoptadas y el programa de recuperación, mejoramiento y ampliación de la red de agua potable y la planta de San Carlos que se implementará en los próximos meses para erradicar definitivamente estos problemas.

Paula Ravier

Dejá tu opinión o comentario