Habrá una marcha de antorchas por la crítica situación escolar en Concordia

Con una marcha de antorchas que se realizará hoy en Concordia, la seccional local de la Asociación Gremial del Magisterio de Entre Ríos (Agmer) alertará respecto de la crítica situación de los edificios escolares en esa ciudad.

“Reclamamos mejoras edilicias y construcción de nuevos edificios escolares”, dice la convocatoria de Agmer que, además, responsabiliza al Gobierno por la falta de respuesta.

Una evaluación hecha por el gremio da cuenta que al menos 5.000 estudiantes están sin clases por problemas edilicios en esa ciudad.

En realidad, el mal estado de los edificios escolares viene complicando sobremanera el normal desarrollo del ciclo lectivo en la provincia.

En Paraná, son numerosos los edificios escolares que tienen edificios en construcción, otros destruidos, y algunos más estropeados producto de las últimas tormentas.

La misma situación se replica en Concordia, donde este lunes habrá una movilización de docentes, padres y alumnos para reclamar soluciones al Estado provincial.

En esa ciudad, integrantes de la Lista Integración de la seccional Concordia de la Asociación Gremial del Magisterio de Entre Ríos (Agmer) convocaron a acompañar a padres, docentes, estudiantes y comunidades educativas a movilizarse “en defensa de los edificios escolares y por su correcto mantenimiento, arreglos y obras que deben ser entregadas en tiempo y forma”.

“Manifestamos nuestro apoyo a las asambleas que toman decisiones soberanas en cuanto a exigir condiciones dignas de trabajo para docentes y estudiantes, así como bregar por su seguridad y resguardo”, dijeron desde el gremio.

En Concordia, la situación más compleja se vive en la Escuela Secundaria N°16 “Profesor Gerardo Victorín” (Ex Comercio 1), donde este lunes, a las 19,30, habrá una concentración, y una marcha de antorchas a la que se sumó Agmer para denunciar el estado de varios edificios escolares.

La Escuela de Comercio contiene 23divisiones en el turno mañana, 21 divisiones en el turno tarde y 9 divisiones en el turno noche; además de los talleres- itinerarios de idioma/teatro 7 aulas y las actividades de Educación Física.

Desde la entrega parcial de la obra en el año 2015, los desperfectos edilicios han sido numerosos, desde aulas que se llueven hasta falta de bancos y baños clausurados por desperfectos en las bombas de agua y también mobiliario insuficiente. Tampoco mejora el estado de los sectores B y C (que no fueron parte de la obra de “puesta en valor” del edificio histórico) con vidrios rotos, baños y pisos rotos, también aulas que se llueven y que se inundan, dice un informe producido por la escuela.

En ese marco, la asamblea de padres, docentes y alumnos resolvió no iniciar las clases, “ya que de ningún modo están dadas las garantías para que los estudiantes y personal permanezcan o transiten en el establecimiento en estas condiciones, ya que corren riesgo de accidente”.

Claro que los problemas se replican en varias escuelas, y esa situación quedará de manifiesto en la marcha de antorchas que habrá hoy.
De la Redacción de Entre Ríos Ahora.

Paula Ravier

Dejá tu opinión o comentario