Investigan centros de caridad de la Madre Teresa de Calcuta por venta de bebes

El gobierno indio ordenó allanar todos los centros de la fundación de caridad de la Madre Teresa de Calcuta tras el arresto de una monja y una empleada de un hogar para madres solteras, acusadas de vender un bebé.

El gobierno indio ordenó allanar todos los centros de la fundación de caridad de la Madre Teresa de Calcuta tras el arresto de una monja y una empleada de un hogar para madres solteras, acusadas de vender un bebé.

El arresto se produjo tras la denuncia de una pareja, de que habían pagado 120.000 rupias (1.760 dólares) a Anima Indwar, empleada del hogar regentado por las Misioneras de la Caridad en Ranchi, capital del estado oriental de Jharkhand. La Policía informó que recibió al menos tres denuncias más.

“He ordenado una inspección de todas las organizaciones de las Misioneras de la Caridad”, dijo hoy a periodistas la ministra de Desarrollo de la Mujer y el Niño, Maneka Gandhi, durante una conferencia de ministros de los diferentes estados de la India.

La titular de Desarrollo del Niño recordó que en 2015 las Misioneras de la Caridad dejaron de facilitar adopciones por no estar de acuerdo con la Ley de Justicia Juvenil aprobada entonces, y que permite la adopción por parte de madres solteras y personas divorciadas que se han vuelto a casar.

“Entonces tuvimos que reubicar a todos los niños, pero luego (desde esa orden) están haciendo adopciones de una forma diferente, así que he pedido que se hagan inspecciones en todas las (sedes de las) Misioneras de la Caridad”, concluyó Gandhi.

La adopción ilegal es un gran negocio en India y se calcula que unos 100.000 niños desaparecen cada año, según datos del gobierno. Muchos de ellos son vendidos por familias pobres pero en otros casos son secuestrados en hospitales o estaciones de tren.

La portavoz de las Misioneras de la Caridad en Calcuta Chandra Argawal dijo entonces a la agencia de noticias EFE que desconocía el caso de Ranchi y aseguró que nunca había oído hablar de la venta de niños “en 50 años de asociación” con la orden.

La Madre Teresa fundó Misioneras de la Caridad en Calcuta en 1950. Su orden, que en vez del hábito viste un sari (tradicional prenda femenina india) de color blanco con bandas azules, cuenta en la actualidad con unas 4.500 misioneras en más de 130 países, en los que ayuda a leprosos, enfermos de sida, huérfanos, prostitutas o refugiados.

Fue galardonada con el Premio Nobel de la Paz en 1979 y el papa Francisco la proclamó santa el 4 de septiembre de 2016, dos décadas después de su muerte.
El once

Paula Ravier

Dejá tu opinión o comentario