LA NOTICIA DE LA SEMANA: Cayó banda de NARCOPOLICIAS que operaba en Entre Ríos, Santa Fe y Córdoba

Trece personas fueron arrestadas en Paraná durante operativos simultáneos. El jefe de la denominada “Banda de Nico” tendría conexiones con Bolivia. En la causa intervinieron jueces federales de tres provincias

El director de la Unidad Penal de Mujeres de Paraná, un sargento de la policía provincial, ex agentes de la fuerza de seguridad y una guarida penitenciaria fueron detenidos en una serie de allanamientos realizados en la capital entrerriana en una causa por narcotráfico.

Los operativos simultáneos en varias viviendas y comercios del barrio Paraná XVI fueron ordenados por el juez federal Leonardo Ríos, de Paraná, quien trabajó junto a juzgados de Santa Fe y Rosario. Los investigadores creen que la denominada “banda de Nico” tiene conexiones con otras provincias.

En total, 13 personas fueron arrestadas durante los operativos, en los que participaron unos setenta efectivos de la Policía Federal. Entre ellos se destaca el director de la cárcel de mujeres local, Victorio Aguirre, y su hermano Guillermo, que es efectivo del Servicio Penitenciario.

Dos de los detenidos se encuentran en las dependencias de la Delegación Paraná de la Policía Federal, mientras que los restantes fueron derivados a la Unidad Penal número 1.

Durante los allanamientos fueron secuestrados más de dos kilos de cocaína de máxima pureza fraccionada. Los investigadores incautaron, además, una suma no confirmada de dólares, balanzas de precisión y herramientas para corte y fraccionamiento de estupefacientes, entre otras cosas.

Los detenidos

El director general del Servicio Penitenciario, José Luis Mondragón, informó que pasó a disponibilidad al jefe de la unidad penal de Paraná, Victorio Aguirre y le inició sumario administrativo.

Guillermo Aguirre, hermano del jefe penitenciario detenido, fue chofer en una repartición de la Gobernación de Entre Ríos en 2006 y luego pasó al Servicio Penitenciario, donde le habían dado de baja. Además fue detenida su concubina, Evangelina Priscila Álvarez, también agente del Servicio.

Otro detenido de peso es un joven de 32 años apodado “Gordo”, el hijo de un policía retirado que sería el supuesto jefe y tendría conexiones directas con Bolivia.

Además, fue detenido el sargento Rodrigo Medina y su padre, Hugo Medina –un policía retirado–, a quienes les secuestraron los dos kilos de cocaína.

INFOBAE

Redacción Concordia Directo

Dejá tu opinión o comentario