SCIOLI: EN LA MIRA POR ENRIQUECIMIENTO ILÍCITO

La Cámara de Apelaciones y Garantías en lo penal de La Plata reabrió una causa contra el ex candidato presidencial del FpV, Daniel Scioli, por enriquecimiento ilícito en la que había sido sobreseído en octubre del año pasado.

La causa fue iniciada por el abogado platense Marcelo Peña, titular del partido “Es posible” de los hermanos Rodríguez Saá, en la provincia de Buenos Aires.

En octubre, el juez de Garantías 3, Pablo Reale, resolvió el sobreseimiento del ex gobernador bonaerense, pero Peña apeló su decisión ante el Tribunal de Casación Penal Bonaerense y la Sala IV, integrada por los jueces Carlos Argüero, Carlos Silva Acevedo y María Riusech, quienes dictaminaron que se reabra la investigación contra Scioli en la Cámara de La Plata.

TODO POR EL CANDIDATO
El tribunal sostuvo que la causa debía reabrirse al considerar que se trató de “un caso de gravedad institucional la forma en que fue sobreseído el ex mandatario provincial”. En ese momento Scioli se encontraba en plena campaña electoral para lograr imponerse en los comicios del 25 de octubre y con la medida judicial logró llegar a las elecciones sin una causa penal a sus espaldas.

Raele generó sospechas porque resolvió el sobreseimiento de forma exprés sin ordenar previamente un peritaje contable que determinara la evolución patrimonial de Scioli. Además, el juez ordenó a sus colaboradores que mantuvieran la resolución en la más absoluta reserva y se tomó un mes de licencia.

El fiscal a cargo de Investigaciones Complejas, Jorge Paolini, que había sido amenazado unos meses atrás en otro expediente sensible
sobre funcionarios de La Plata, decidió no apelar a la medida.

LO QUE ESCONDIÓ SCIOLI
Según indica el ‘Informador Público’, el ex motonauta ocultaría tres estancias de Balcarce-Tandil y los cuatro pisos del barrio Abasto que sumarían cerca de 200 millones de dólares, además de propiedades valiosas en Italia.

En la declaración jurada, el ex Gobernador de la Provincia de Buenos Aires, jura que su patrimonio es de sólo $ 13.653.787. La chacra “La Ñata” en Benavídez, un auto modelo 1998, una lancha de $ 1.200; nueve millones de pesos en acciones de las empresas El Alero y Capanon, más 157 mil dólares en efectivo.

Entre las acciones de esas dos empresas, oculta la titularidad, por ejemplo, del edificio de cuatro pisos en el barrio porteño de Abasto, de 983 metros cuadrados. Valdría unos 2 millones de dólares.

No declaró tampoco las tres estancias bonaerenses que le pertenecerían, más un proyecto multimillonario de desarrollo urbano en la ruta 11, a la altura de Villa Gesell, y otras propiedades en Italia. Estiman que en total serían unos 200 millones de dólares.
data 24

Paula Ravier

Dejá tu opinión o comentario