Supuestamente Lázaro Báez, amenaza a Federico Elaskar

Dinero K: Elaskar dice que está amenazado por Lázaro y que pedirá custodia de la Metropolitana
El financista, imputado en la causa por lavado de dinero, aseguró: “temo terminar como Nisman”.

Reapareció el financista, Federico Elaskar, imputado en la causa por la ruta del Dinero K y aseguró que está amenazada por Lázaro Báez y que pedirá custodia de la Policía Metropolitana porque no quiere “terminar como Nisman”.

En una entrevista con el diario Perfil, el hombre que denunció las maniobras de lavado de dinero del empresario, socio y amigo de los Kirchner, aseguró que recibió amenazas personales, por mail y mensajes de textos antes de que ampliara su indagatoria y que, por eso, no había declarado de nuevo ante el juez Sebastián Casanello.

Ante la consulta de su fue amenazado, aseguró: “En dos oportunidades, paseando al perro a la noche, se me acercó un hombre y me dijo ‘ojo con lo que vas a hacer’, ‘ojo con lo que decís’. Otra vez, a la tarde, saliendo de Puerto Madero en el auto, en el boulevard de Machaca Güemes y Juana Manso. En un semáforo, paró un auto con dos tipos y uno me dijo ‘ojo con lo que decís’. Durante tres cuadras mi novia fue seguida mientras paseaba el perro por un hombre de civil que luego se subió a un móvil de Prefectura, en Petrona Eyle y Juana Manso”.

Sobre quién considera que fue el auto de las amenazas, contó: “Gente vinculada a Lázaro Báez. No sé quiénes son, pero puedo decir quién creo que es y es el señor Lázaro Báez porque acá el único cabo suelto soy yo”.
“Ellos presuponen que tengo documentación que puede perjudicar a Báez en la causa y por ende al Gobierno en las elecciones, por eso mismo es que sufro de amenazas constantes.

Y sí, la documentación que poseo me puede exonerar a mí de culpa y cargo, y tal vez perjudicar a otros imputados, entre los que están Báez, Pérez Gadin y (el apoderado de Helvetic, Néstor Marcelo) Ramos. También a (Carlos) Molinari, (Jorge) Chueco, (Fabián) Rossi y (Gustavo) Fernández, mi ex mano derecha y presidente de SGI. La documentación, está a resguardo de mi abogado y dos escribanías, será presentada por mi defensa en el momento apropiado y cuando tenga las garantías suficientes de que nadie va a lastimarme, ni a mí ni a mis seres más cercanos”, dijo sobre los motivos de las amenazas.

Del contenido y forma de las amenazas, contó: “‘Ojo lo que vas a decir’, ‘estás muerto’, ‘cuidado’, ‘ojo mañana’. Los mails son muy cortos. Al principio del caso me decían si quería terminar como Sebastián Forza, ahora me dicen si quiero terminar como Nisman. Hay personas de Inteligencia de Prefectura que me vigilan a diario en Puerto Madero, tanto a mí como a mi pareja. En diez años de estar viviendo en el barrio, nunca nadie me había seguido como en este momento. Tengo mis líneas telefónicas intervenidas”.

Redacción Concordia Directo

Dejá tu opinión o comentario