Un Ferrari 458 valuado en unos 300.000 dólares incautado, se encuentra para su uso en Prefectura Naval

La Justicia argentina autorizó a disponer de los bienes que se incautaron a un empresario detenido por lavado de activos, entre ellos el vehículo que puede alcanzar una velocidad de 325 kilómetros por hora.

Un automóvil Ferrari valuado en unos 300.000 dólares fue incorporado por una fuerza de seguridad de Argentina a su planta de vehículos después de pertenecer a un empresario detenido por lavado de activos.

El lujoso automóvil será utilizado por la Prefectura Naval, la fuerza de seguridad a cargo de la custodia los ríos y mares de Argentina.

La Justicia autorizó al Gobierno a disponer de los bienes que se incautaron en la investigación del caso, entre ellos la Ferrari 458 que posee un motor V8 de 578 caballos de potencia y puede alcanzar una velocidad de 325 kilómetros por hora.

El auto pertenecía a un empresario que fue detenido a fines de 2017 acusado de participar en maniobras de lavado de dinero junto a un sindicalista en la ciudad de La Plata, situada a unos 50 kilómetros al sur de Buenos Aires.

Al momento de salir al mercado el automóvil estaba cotizado en 485.000 dólares, pero en la actualidad su valor ronda entre 300.000 y 350.000 dólares.

Según “Autoblog”, en Argentina hay unos 15 automóviles de este tipo.

En 2017 la Justicia había autorizado al Ministerio de Seguridad argentina que incorporara a la flota de embarcaciones de la Prefectura un yate valuado en un millón de dólares que perteneció a Ricardo Jaime, un ex funcionario detenido y condenado por delitos de corrupción.
El heraldo

Paula Ravier

Dejá tu opinión o comentario

Y coneso a quien van a perseguir, es muy lento ese auto no seria con un fía 600 mejor

Jose Cutro dice:

Para que jueguen ellos seguro ninguno tiene carnet para manejar ese tipo de vehículo